Viaje a Turquía: Capadocia y las Chimeneas de las Hadas

Categoría: Viajes 1 comentarios

Durante 3 días he estado en Capadocia con el fin de desconectar un poco del trabajo y conocer la rica cultura turca. Antes de nada es importante remarcar que Capadocia (Kapadokya) es el nombre antiguo, actualmente esta zona se llama Anatolya, que significa “el país donde sale el sol”. Es el único nombre del turco antiguo que se sigue utilizando en la actualidad, debido principalmente a que el turismo lo reconoce mejor.

Los visitantes llegan al de Nevsehir, que está a 30 kilómetros de esta ciudad y que se llama Nevsehir Kapadokya Havaalani con el código IATA: NAV. No es un aeropuerto comercial y sólo llegan y salen vuelos chárter.

Chimeneas de las Hadas en Çavusin (Capadocia - Turquía)La primera sensación al ver el paisaje es que es una mezcla entre León o Palencia e Islandia. Tierras bastante áridas, con un color marrón característico, y mucha piedra volcánica. De hecho es una zona que a lo largo de la historia tuvo muchos volcanes activos que cubrieron de lava llanuras enteras. Por esta razón se crearon con el paso del tiempo las maravillosas “chimeneas de las hadas”. Son formaciones cónicas muy peculiares que se originan debido a la erosión del viento y del agua en la piedra volcánica. En las fotos podéis ver algunos ejemplos.

Fortaleza de Uçhisar en Capadocia (Turquía)Tanto en las chimeneas como en las montañas se pueden ver numerosas cavidades que durante mucho tiempo fueron casas. Puesto que es una piedra no muy consistente y sin olvidar que eventualmente hay actividad sísmica, en 1951 el gobierno prohibió vivir en este tipo de cuevas por el peligro que conllevaba. Varias de esas cuevas se utilizaban también como iglesias y lugares de culto. Actualmente solo algunas tienen permisos especiales y son utilizadas como hoteles y restaurantes después de haber sido acondicionadas y aseguradas.

Çavusin y las chimeneas de las hadas (Capadocia - Turquía)Tras el largo viaje del primer día, la visita al famoso baño turco, Haman, era prácticamente obligada para relajarse por completo. Por 25€ fuimos a uno de la zona: Alaadin Turkish Bath. La primera parte del baño fue una mascarilla de arcilla especial en la cara y, después de unos minutos, pasamos a la sauna. Allí estuvimos unos 15-20 minutos sudando de lo lindo y nos vinieron a buscar para hacer una primera limpieza con agua caliente y un peeling con un guante especial. Después nos tumbaron en una gran piedra hexagonal de mármol situada en el centro del habitáculo -previamente calentada-, en la que nos dieron el típico masaje con espuma. Consiste en que meter varios jabones pequeños en una tela que se moja y genera mucha espuma que te esparcen por todo el cuerpo haciendo un masaje. Cabe destacar que es un masaje un poco especial, bastante fuerte ya que aplican mucha presión en las piernas, estómago, brazos y espalda. La verdad es que quedas muy relajado al terminar pero en ciertos momentos puede doler. Antes de terminar vuelven a echarte agua por todo el cuerpo para quitar el jabón y se pasa al jacuzzi para descansar y comer algo de fruta. Por último, tras una ducha, disfrutamos de un té turco de manzana, tradicional del país.

En esta época del año (octubre) la temperatura es de unos 7-8ºC por la mañana y 12-14ºC al medio día, así que es recomendable venir bastante abrigado. Sorprende también que a las 17h es de noche, por lo que es importante madrugar para poder aprovechar el día.

Fortaleza de UçhisarEl segundo día estuvimos visitando una iglesia reconvertida en mezquita en Guzelgurt, que significa “tierra bonita”. En la foto se puede ver el Mijab, que es el altar de los musulmanes. Desde allí fuimos al Valle de Uzlara, al que atraviesa un río al que accedimos tras bajar 400 escaleras. A lo largo de todo el valle hay cientos de cuevas que antiguamente eran viviendas. Algunas de ellas, iglesias que conservan aún algunos de sus frescos. Visitamos una de ellas, ortodoxa del siglo VII-VIII, que estaba bastante bien conservada. Cabe destacar que la libertad de religión y respeto al resto de culturas hacen que las iglesias y monumentos estén bien conservados en toda Turquía.

Museo al aire libre de GoremeVisitamos Sarackli, una ciudad subterránea datada en el año 700 que se utilizaba para la protección de los ciudadanos en los ataques de los árabes. De hecho en este refugio había sitio para 300-400 personas. Para hacer más difícil la entrada de los enemigos, había varias puertas de diferentes tamaños en diferentes accesos y pasillos. También disponían de pozos de agua internos independientes para evitar que pudieran ser envenenados, podían estar hasta 3 meses refugiados bajo tierra.

En la zona de Capadocia hay muchos Kerbansaray, que eran posadas para los comerciantes de la ruta de la seda. Están separados por distancias de aproximadamente 40 kilómetros, ya que esta es la distancia que puede recorrer un camello cada día. Se dice también que, además de posada, era un lugar de” libertinaje”. Fueron los Seliucidas los que crearon este tipo de refugios.

Museo al aire libre de GoremeUna forma diferente de orar es lo que hacen los Derviches, al contrario de la creencia de que es una danza popular. Se trata de un rito en que representan un “canal de comunicación” entre la Tierra y el Cielo. Están girando aproximadamente 20 minutos en trance. Durante este tiempo suena el Ney, que es una flauta larga, el laud y la lira horizontal o Kanon. Es una música muy suave.

Lo más famoso de Capadocia son las Chimeneas de las Hadas. Las hay de diferentes tipos e incluso edades. La erosión es constante, es un paisaje siempre vivo. Las chimeneas de las hadas se pueden ver en casi todo el territorio, aunque hay algunas agrupaciones muy espectaculares: Pashaba (conocido como las viñas del general) o el Valle del amor, con “chimeneas con gorro”, que es el valle de la imaginación porque aquí las chimeneas tienen formas diferentes.

Chimeneas de las Hadas con sombreroLo que más sorprende de Capadocia (Anatolia) es la gran cantidad de turistas que hay, incluso en esta época del año (noviembre), dado los limitados recursos de la zona que se reducen prácticamente a lo aquí contado más el típico paseo en globo al amanecer, que cuesta 150€ y dura 1 hora. El turismo está completamente desestacionalizado. De hecho una parte de la actividad económica gira en torno al turismo con tiendas y puestos de venta de souvenirs.

Es un paisaje bonito y muy diferente al que el turista puede estar acostumbrado, pero creo que todo lo compartido anteriormente se puede visitar en 1 día. Es más interesante moverse a la costa del Mar Egeo (Éfeso, Mileto, etc) que pasar más tiempo en Capadocia. De hecho en este viaje me quedo con ganas de ver la Puerta del Mercado de Mileto de la que ya hablé anteriormente en el post sobre el viaje a Alemania.

Escrito por Eguino - 4 noviembre 2011 1 comentarios
Tags : , , , , , ,

1 comentarios

comentarios
Trackbacks a este post.
Escribe tu comentario

Post anterior
«
Post siguiente
»
Delighted Black designed by Christian Myspace In conjunction with Ping Services   |   French Teacher Jobs   |   Maths Teacher Jobs
%d personas les gusta esto: